La responsabilidad social y su definición

La palabra responsabilidad tiene su origen en la latina “responsum”, que deriva del verbo responder (en latín “respondere”) que implica hacerse cargo. La responsabilidad implica entonces hacernos cargo de las consecuencias de nuestras acciones.

Y en este hacernos cargo todos estamos implicados ya sea que tengamos:

  • Responsabilidad ante la Ley,
  • Responsabilidad ante los Derechos Humanos
  • Responsabilidad antes los Derechos de los niños, niñas y adolescentes
  • Responsabilidad ante el Medio Ambiente,
  • Responsabilidad ante las Generaciones Futuras,
  • Responsabilidad ante la organización en la que se trabajamos.
  • Responsabilidad ante la Profesión u oficio que ejercemos.

Y en este mundo globalizado la Organización Internacional de Normalización –ISO–, aprobó la norma internacional ISO 26000 que cuando habla de RS se refiere a la ¨responsabilidad de una organización ante los impactos que sus decisiones y actividades ocasionan en la sociedad y en el medio ambiente, mediante un comportamiento ético y transparencia que:

  • contribuya al desarrollo sostenible, incluyendo la salud y el bienestar de la sociedad;
  • tome en consideración las expectativas de sus partes interesadas
  • cumpla con la legislación aplicable y sea coherente con la normativa internacional de comportamiento; y
  • esté integrada a toda la organización  y se lleve a las prácticas en sus relaciones.

De la definición anterior a la que adherimos podemos entender que la responsabilidad social conlleva un compromiso de la organización de incluir un componente ético y social a la toma de decisiones.

Este componente ético induce a la organización y a la personas a una reflexión sobre los valores que encierran una decisión y los que son utilizados en las prácticas de los negocios en este mercado de nuevas exigencias.

La voluntariedad, refleja la nota distintiva de la responsabilidad social a la que adherimos,  pues estamos refiriéndonos a acciones que exceden el marco de la ley, que se logran de forma progresiva en un proceso de aprendizaje de la organización y que tiende a generan valor social compartido.

NEWSLETTER

Usted recibirá las últimas noticias, novedades y eventos en su correo electrónico.

Suscribirse

PARA PENSAR

Pese a su amplia cobertura, el gasto promedio en los programas de transferencias condicionadas (PTC) representa, en promedio, solamente un 0,40% del PIB de los países de la región de América Latina.

CEPAL 2011